Pintores serranos



En este apartado queremos reflejar la obra de aquellos pintores de nuestra comarca que destacan en este campo de las artes plásticas y mantienen una trayectoria continua y en alza.



Nuestro paisano Ángel Segarra nos ha enviado una reseña de su mas reciente exposición.  

A MODO DE PRESENTACIÓN
Ángel L. Segarra R.
 
El Arte es la evocación de la vida en toda su plenitud, pureza e intensidad, es, por tanto, uno de los instrumentos más poderosos de que disponemos para la realización de la vida. Negar esta posibilidad a los seres humanos es ciertamente desheredarlos. 
Rudolf Arnheim



Para mi, la obra artística, es la interpretación del resultado de una investigación de algo que nos concierne en lo esencial. Trabajo que está  ligado (claro está) con la búsqueda de la belleza, que a su vez tiene que ver con una clara concepción estética propia empapada del momento social.

Los prototipos, de antes y de ahora, sirven, por una parte, como ejemplos animadores a la creatividad y, por otra, como trabas o corsés de nuestra libertad, si se toman como moda o producto fácilmente vendible.
A lo largo de la historia del arte se van sucediendo movimientos pendulares de un ir y venir de lo concreto a lo abstracto, de lo estático a lo dinámico,... En esta última etapa que nos ha tocado vivir se podría decir que se ha acelerado ese movimiento, o quizás, que se está acortando el trayecto; de ahí que se oigan voces sobre la muerte del arte, de la revolución, de las ideas,... Todo, o casi todo está ya dicho. Esto propicia al desaliento de los creativos para abrir nuevas puertas.
Pero esta confusión no debiera maniatarnos, queda aún mucho camino por recorrer, muchas puertas por abrir, o a medio abrir, y que están aquí, delante de nuestras narices y en este momento preciso. Lo importante es vivir, moverse, insistir con tesón en la búsqueda de lo que se persigue, con las pretensiones que uno realmente sienta, sin dejarse embaucar por lo definitivo. Ante todo hay que sentirse cotidianamente artista; la inspiración no viene al azar, hay que perseguirla constantemente, aunque sólo sea por la diversión o excitación que conlleva, que no es poco.


Yo exijo en todas las cosas vida, posibilidad de que existan, y nada más. Cuando es así, huelga preguntarse si algo es bello o feo. El sentimiento de que lo creado tiene vida prevalece sobre una y otra consideración y es el único criterio en materia de arte. Georg Büchner


Mi trayectoria artística, desde mis inicios hasta ahora, ha ido transformándose y alimentándose de diferentes ismos del siglo XX. El carácter de mi obra ha ido cogiendo tintes de realismo simbolista en comunión con el arte comprometido socialmente, de expresionismo abstracto, de surrealismo con matices mironianos. Todos ellos sin abandonar la constante predilección por los colores vivos. Mi producción pictórica ha tenido paréntesis dónde mi atención se dirigió hacia otros trabajos, siempre relacionados con el arte, alternando con la imagen técnica (fotografía y video) y con la enseñanza artística, siempre con toques de ironía y crítica hacia ciertas concepciones del arte y la sociedad.


El que es pintor abre, al nacer, en el más estricto de los sentidos, los ojos a la luz. Y la luz le dará el más estricto de los sentidos a su vida. Antonio Gala


Es a partir del último decenio del s. XX cuando, quizás porque vivimos en tiempos de crisis, con cada vez más intensidad, me refugio en la percepción de la naturaleza, perdiéndome en el solitario encuentro con mi tierra de la infancia, adentrándome y fundiéndome en las sierras jiennenses, para centrarme más y más en el trabajo pictórico, intentando impregnar a mis paisajes con esa luz limpia pero densa a la vez, que baña a los elementos y los muestra con su vida propia y sus relaciones apasionadas entre ellos, avivándolos, subrayando lo que muestran, sin doblegarme a los imperativos orgánicos de construcción y sirviéndome de el color y la técnica impresionista no como mera representación, sino como base para hacer una interpretación casi dramática de la existencia. En mis cuadros trato a la naturaleza de manera casi panteísta, casi cézanniana, captando lo que me ofrece para expresar  el conjunto de sensaciones que esa apariencia suscita en mí.

Me gustaría que en la obra de mi última etapa se encontrara, además de un baño de luz, de un descanso contemplativo tras la ajetreada y larga marcha por vericuetos saturados de gris hormigón, un significado ecologista.





Cuadros de la exposición




















Los cuadros son las visiones que el artista tiene de la realidad que le rodea. No olvidemos que una gran parte del año la pasa en nuestra querida Sierra de Segura.


No hay comentarios: